29 julio 2006

LA AGRESIÓN A DOS GAYS EN UNA PISCINA MUNICIPAL DE MADRID PROVOCA LA CONDENA DE LA FUNDACIÓN TRIÁNGULO



El responsable del Equipo de Salud de la Fundación Triángulo, Francisco Marín, condenó este miércoles la agresión sufrida por una pareja homosexual en la piscina pública de La Elipa, en el distrito madrileño de Moratalaz, el pasado sábado. En declaraciones a Efe tras la presentación del Programa de Prevención del Sida para Gays, Lesbianas y Bisexuales Latinoamericanos, Marín señaló que "la intolerancia y la discriminación contra las parejas homosexuales en España aún prevalece y sólo podrá eliminarse con educación".

El pasado sábado, una pareja homosexual que se besaba en la piscina de La Elipa fue agredida verbal y físicamente por unos diez jóvenes. Para Marín, esta acción violenta "es algo lamentable porque estamos en una sociedad supuestamente libre y la expresión de los sentimientos debe permitirse". Asimismo ofreció el apoyo jurídico de los abogados de la Fundación Triángulo, en caso de que la pareja gay decida presentar una demanda.

El Programa de Prevención del Sida para Gays, Lesbianas y Bisexuales Latinoamericanos en España tiene por objeto advertir a los inmigrantes latinoamericanos homosexuales acerca del contagio del sida. Según datos ofrecidos por Marín, hasta 1997, la proporción de casos de sida contraídos por personas cuyo país de origen no era España estuvo por debajo del 3 por ciento, mientras en 2005 la cifra supera el 16,5 por ciento. De este porcentaje un 77,3 por ciento corresponde a inmigrantes gays de Africa y Latinoamérica.

Ante esta situación, la Fundación Triángulo pone en marcha este programa que incluye acciones en las zonas de Chueca y Lavapiés de Madrid, donde habrá talleres de educación, reparto de folletos informativos, trabajos educativos en la calle y asesoramiento social, sanitario y jurídico. Con esta iniciativa se pretende apoyar a los gays latinoamericanos en la integración de su orientación sexual, y darles herramientas y conocimientos que les permitan responder legalmente a posibles actos de discriminación, concluyó Marín.

Información extraida de: El Confidencial

No hay comentarios: