15 enero 2008

Indignos

Matías Jove, director ejecutivo de la Asociación Española Cuba en Transición, realizó unas declaraciones al programa de Jiménez Losantos en las que aseguraba que "la gente liberal y la gente de derechas considera que un homosexual y un heterosexual es absolutamente igual”. Y es que, a unos meses de las elecciones, los peperogays y demás PPersonajes han intentado lavar la imagen homófoba del Partido Popular realizando unas jornadas sobre la homosexualidad en Cuba. La falta de argumentos es lo que tiene.

 
Pero las tesis de Matías Jove se caen por su propio peso. No creo que sea necesario recordar, a estas alturas, algunas de las muchas declaraciones y actos que políticos y "periodistas" de la derecha han protagonizado en contra del colectivo LGTB. Desde las comparaciones odiosas (matrimonio gay = unión de una señora con un delfín) o las descalificaciones más absolutas (homosexual = tarado), la lista de improperios que el PP ha lanzado contra gays y lesbianas es inmensa.


Las Jornadas han sido un auténtico fracaso. Ni la FELGTB ni COGAM han participado, y el PP ha sido el único partido político que ha acudido. Resulta cuanto menos curioso que un partido que se niega a condenar el franquismo -régimen en el que miles de homosexuales fueron perseguidos- o la homofobia en Polonia, intervenga en unas Jornadas para hablar de discriminación, cuando son los populares los principales promotores de la homofobia más ruín en nuestro país.


Sin embargo, los peperogays han convertido las Jornadas en poco menos que un acontecimiento sin precedentes. El único medio de comunicación con el que cuentan los gays del PP -en realidad un cutreblog bastante patético- se ha volcado en el acto y ha aprovechado para arremeter contra los partidos de izquierda de nuestro país. Partidos que han hecho posible que la igualdad legal de gays, lesbianas y transexuales sea una realidad.


Pero la autohumillación de estos gays derechistas no tiene límites. En otra noticia publicada hoy en su portada, se solidarizan con el obispo de Tenerife "porque, en esta ocasión, es la cabeza de turco de una campaña de visibilidad organizada por Antonio Poveda, presidente de FELGTB e ideólogo de la campaña electoral del voto gay a favor de ZP". Queda claro, por tanto, la falta de dignidad de estos energúmenos condenados a la más cruda humillación.

Fuente

No hay comentarios: