12 marzo 2008

El Constitucional recusa a los jueces conservadores García-Calvo y Rodríguez-Zapata

Nuevo golpe de la Justicia a las tesis del PP

0000008387

El Tribunal Constitucional ha admitido hoy por mayoría la recusación de los magistrados conservadores Roberto García-Calvo y Jorge Rodríguez-Zapata, planteada por el Gobierno en el recurso del PP a la Ley Orgánica de este órgano (LOTC). Retirados estos magistrados del debate sobre la Ley Orgánica, se abre un panorama más favorable para que leyes como el Estatut o la Ley de Matrimonios Homosexuales sigan adelante, como ya sucediera con la Ley de Igualdad, refrendada por el Constitucional frente al recurso del Partido Popular.

El Gobierno había recusado a ambos jueces por considerarlos "contaminados" para resolver el recurso contra la LOTC después de que el pasado mes de junio manifestaran en una carta su "más profunda discrepancia" con la reforma de esta ley y concretamente con el artículo de la misma que prorrogó automáticamente el mandato de la presidenta de este órgano, María Emilia Casas (perteneciente al sector progresista), cuya dimisión pidieron expresamente.

Como el PP
El Ejecutivo consideró que los dos jueces "tomaron postura de forma inequívoca, radical y rotunda" en relación con uno de los puntos, el referido al mandato de la presidenta. La opinión de los dos jueces coincidía claramente con la del Partido Popular, y fueron recusados por el Ejecutivo por falta de imparcialidad.

Una jugada clave
Tras la exclusión ya confirmada de García-Calvo y Rodríguez-Zapata, la sala que resolverá el recurso contra la LOTC estará compuesta por sólo ocho magistrados, tres del sector conservador y cinco del progresista, por lo que es de esperar que la ley siga adelante, lo que podría jugar un papel clave en el futuro de iniciativas legislativas impulsadas por el Gobierno socialista, como el Estatuto de Cataluña o la Ley del Matrimonio Homosexual, precisamente recurridas por el PP ante este tribunal.

 
Abstenciones y votos particulares
Tanto la actual presidenta del Tribunal, Casas, como el vicepresidente, Guillermo Jiménez, cuyo mandato también quedó prorrogado, se han abstenido en la votación acerca de esta recusación. La decisión cuenta con el voto particular de los magistrados conservadores Javier Delgado Barrio y Ramón Rodríguez Arribas, que se sitúan, de este modo, en contra de la decisión finalmente adoptada.

 
Otro varapalo
El pasado 27 de noviembre, el Tribunal Constitucional dio otro varapalo a la derecha al desestimar las recusaciones planteadas por el PP contra tres magistrados del tribunal, concretamente contra los jueces del sector progresista Manuel Aragón, Pascual Sala y Pablo Pérez Tremps. Es importante señalar que dicha recusación, anunciada por el portavoz parlamentario Eduardo Zaplana, se basaba íntegramente en un artículo publicado en el diario El Mundo. Del mismo modo, el Tribunal rechazó en el mes de diciembre el recurso planteado por el PP contra la Ley de Igualdad, impulsada por el Gobierno socialista.

El Plural

No hay comentarios: