22 abril 2008

Dos festivales consolidan a BCN como meca del turismo para gais

NUEVA TENDENCIA EN AUGE EN LA CAPITAL CATALANA

Las citas ludicoculturales de agosto Loveball y Circuit esperan reunir más de 70.000 asistentes

Los macroencuentros se suman a los juegos y al circo de homosexuales que se celebrarán en julio

f032mh03

Barcelona vivirá un verano gay por los cuatro costados este año. A los Eurogames (la competición deportiva más importante de Europa para gais, lesbianas, transexuales y bisexuales), que se celebrarán en julio, hay que sumar el Gaycircus (circo para el mismo público) y nada menos que dos macrofestivales lúdico culturales que convertirán a la capital catalana en la meca del sector en agosto. Miles de visitantes llegarán de países de todo el mundo para formar parte de uno o varios de estos encuentros y posiblemente aprovecharán para pasar unos días de vacaciones en la ciudad.


Tras el éxito del 2007, Loveball repetirá del 1 al 7 de agosto la fórmula de ofrecer fiestas, deporte, arte y cultura a un público mayoritariamente de clase media y media alta, donde predominan los varones de 25 a 35 años. La anterior edición movilizó a un total de 32.000 personas, aunque en esta ocasión aspiran a convocar a más de 40.000, aprovechando el tirón rosa de la ciudad. Sus objetivos son "ofrecer una semana de ocio integral para gais y lesbianas, aunando una oferta diurna basada en la cultura en distintas vertientes y una gran variedad de eventos nocturnos seleccionados", así como "consolidar a Barcelona como el centro neurálgico del ocio gay europeo durante la primera semana de agosto", indican fuentes de la organización. A sus propuestas para homosexuales y lesbianas incorporan este año al ámbito de los transexuales.


CIUDAD ABIERTA
La elección de Barcelona para dar continuidad al Loveball, que también se ha celebrado en otros países, no es casual. Según las mismas fuentes, el pasado año demostró ser "abierta, moderna, multicultural y tolerante con una importante escena cultural y nocturna". La mayoría de su público llegará de Europa, pero también de EEUU, Australia, Suramérica y Asia, apuntan.


Paralelamente, un nuevo encuentro, el Circuit Festival, se suma este año a la agenda barcelonesa, con una semana (del 4 al 11 de agosto) que incluye 20 fiestas nocturnas (13 para gais y siete para lesbianas), además de multitud de propuestas relacionadas con el arte y la cultura, como ciclos de cine, debates, exposiciones (el Proyecto género 2) y talleres creativos. Organizado principalmente por el grupo Matinée, una de las mayores promotoras de eventos nocturnos de Europa, aspira a congregar a unos 30.000 asistentes de más de 50 nacionalidades, en lo que será "una auténtica fiesta de la diversidad sexual, pero también cultural y racial", aseguran.


PARQUE ACUÁTICO
Sus responsables sostienen que el Circuit ayudará a convertir a Barcelona en el destino homosexual por excelencia de cada verano, consolidada "como verdadera capital gay y lésbica del sur de Europa". Entre sus principales novedades figura la celebración del "primer día gay y lésbico en un gran parque acuático". Así, Isla Fantasía estará dedicada un día a este público, pero también serán bienvenidas las familias de simpatizantes del colectivo, indican, con objeto de "romper tópicos y demostrar que una oferta dirigida al público homosexual no tiene por qué encaminarse exclusivamente hacia la noche".


Los organizadores detallan que el Circuit dará mucho protagonismo a las mujeres, que tendrán su propio "festival dentro del festival", el Girlie Circuit Festival, con oferta específica para estas visitantes. Tanto en las fiestas masculinas como femeninas destacará la presencia de actuaciones en vivo con artistas y disc jockeys internacionales.


En uno y otro festival las repercusiones económicas para la ciudad serán importantes. El Circuit calcula que su público dejará 1,5 millones de euros en gastos básicos y hará que, junto al turismo habitual de la metrópoli, se alcance el 90% de ocupación.


Loveball hará una gran promoción de anuncios y carteles por las principales ciudades del mundo, incluyendo este año la publicidad de cara al mercado gay de la Europa del Este, Canadá y Suramérica.

El Periodico

No hay comentarios: