12 junio 2008

Los obispos españoles vuelven a cargar contra Educación para la Ciudadanía

El prelado de Guadalajara relaciona la formación estatal con los términos “Fürher” y “Caudillo”

0000008926

Las vacaciones de verano ya están aquí. Dentro de tres meses, cuando el descanso acabe, los alumnos de secundaria, y algunos de primaria, encontrarán completamente implementada la asignatura Educación para la Ciudadanía en sus centros. Los obispos españoles lo saben y ya se están encargando de reavivar la oposición contra EpC, que ellos mismos encabezan. Así lo han hecho saber tanto el obispo de Sigüenza-Guadalajara, como los obispos gallegos, según ha informado ABC.

En una carta, de manera individual, José Sánchez, el obispo manchego, aseguró ayer que la asignatura persigue un “adoctrinamiento” que siempre ha sido “la tentación de todo Estado totalitario o de partido único”. Por su parte, los obispos gallegos unidos piden al Gobierno “paralice su implantación” y aprovechan para recomendar a los padres que recurran a la objeción de conciencia.


Términos dictatoriales

José Sánchez, el obispo de Sigüenza-Guadalajara, señaló que “las experiencias del Estado empeñado en ser el ‘educador el pueblo’” han sido “nefastas” y se han visto relacionadas con “palabras como gran timonel, Führer, Conduttóre, Caudillo, y Gran Hermano”. Además critica que, tras el nombre “educación”, en realidad “hay más que información sobre determinados asuntos, valores o comportamiento”.

 

Apelar a la objeción de conciencia

Los prelados gallegos, como ya se ha dicho, exigen que se paralice la asignatura porque, según ellos, el Estado trata de imponer una “formación moral de la conciencia de los alumnos al margen de la libre elección de los padres”. Según los obispos, “la comprensión y la adhesión” de los alumnos a los “valores fundamentales” que recoge EpC no se pueden alcanzar por “imposición legal por parte del poder político”, que lo único que conseguiría es no “asegurar una convivencia en paz”. Por todo esto, los obispos recuerdan que disponen de “medios legítimos” como la objeción de conciencia para defender su derecho a elegir la “educación moral de sus hijos”.

El Plural

No hay comentarios: